Other Manual Translations: English français

Llamados a consolar a los que sufren

Taylor Hall, a 19-year-old Indianapolis college student, feels called to use her voice to speak out for those who can't stand up for themselves. Photo courtesy of Taylor Hall.
Taylor Hall, a 19-year-old Indianapolis college student, feels called to use her voice to speak out for those who can't stand up for themselves. Photo courtesy of Taylor Hall.
Indianapolis activist Taylor Hall performs her song, "I Can't Breathe," at a peaceful protest advocating for racial justice. Photo courtesy of Taylor Hall.
Indianapolis activist Taylor Hall performs her song, "I Can't Breathe," at a peaceful protest advocating for racial justice. Photo courtesy of Taylor Hall.
Taylor Hall, 19-year-old Indianapolis college student, believes her call is to use her voice for those who can't stand up for themselves. Photo courtesy of Taylor Hall.
Taylor Hall, 19-year-old Indianapolis college student, believes her call is to use her voice for those who can't stand up for themselves. Photo courtesy of Taylor Hall.

Cuando Taylor Hall lee Isaías 61, esta joven de 19 años escucha que se le dirige un llamado, especialmente en las palabras “a consolar a todos los que están en duelo”.

“Diría que Dios definitivamente quiere que tome el liderazgo para usar mi voz a favor de los sin voz”, dice Hall. “Isaías 61 me habla a mí”.

En los últimos meses su llamamiento ha sido fuerte. Esta estudiante universitaria trabaja en contra de la injusticia racial por medio de formar una organización sin fines de lucro llamada Black Women in Charge (= mujeres negras a cargo), a fin de organizar protestas pacíficas, así como grabar y lanzar la canción-video “I Can’t Breathe.”

Hall ha seguido el legado de la familia que empezó con su abuelo, el Rev. Dr. Kent Millard, que fuera pastor titular de la Iglesia Metodista Unida St. Luke, y presidente de United Theological Seminary.

Hall fue bautizada en la Iglesia Metodista Unida St. Luke donde creció. A menudo escucha que su abuelo marchó junto al Rev. Dr. Martin Luther King en la década de 1960. 

“Mi abuelo siempre venía a mi escuela y hablaba de luchar por lo que es justo”, recuerda Halls acerca de su niñez. “Mi inspiró. Cursaba la Universidad cuando marchó junto al Rev. Martin Luther King. Siento que si él hizo eso, yo debería hacerlo también”.

Antes de la protesta que dirigió en Indianapolis, Hall le pidió consejo a su abuelo, quien le dijo que no usara la violencia sino su voz para hablar en contra de la injusticia.

Miles de personas se reunieron en dicha protesta donde Hall cantó su canción “I Can’t Breathe”, escrita por su padre, Eddie Hall. La canción incorpora la frase que George Floyd (y otros) repitió antes de morir a causa de la brutalidad policial. El video combina imágenes del año 2020 y fotos del movimiento de derechos civiles de la década de 1960.

“I Can’t Breathe” es la primera canción de Hall.

“Jamás lancé ninguna música anteriormente”, nos dice, “pero me sentí llamada a dar a conocer este mensaje”.

El calendario de Hall indica que ha empezado a hablar y cantar en eventos para recaudar fondos, reuniones juveniles y otros eventos sin fines de lucro. En estos eventos la gente a menudo le pregunta a Hall qué pueden hacer, una pregunta para la cual ella entrega tres llamados a la acción:

  • Vota
  • Sé amigo o amiga
  • Levántate y haz oír tu voz

Estos tres simples pasos –no siempre fáciles– significan “hacer amigos con gente que no luce como uno”, explica. “Uno debe ponerse de pie cuando ve algo que está malo, no importa la situación. Tienes el privilegio de levantarte para ser un aliado”.

La mayoría del tiempo, Hall se siente animada por lo que está ocurriendo en los Estados Unidos con las protestas pacíficas y conversaciones importantes. En los días que se siente desanimada, Dios pronto le envía a alguien que la anima.

“Algunas veces es un miembro de la familia que me llama para comunicarme algo que sintieron debían compartir o un versículo bíblico que aparece en mi teléfono o un sermón que escuché ese día”, nos dice.

“Realmente recibo un mensaje de Dios que me llama a seguir adelante”.

Crystal Caviness trabaja para UMC.org en Comunicaciones Metodistas Unidas. Contáctese con ella escribiendo un email o llamando al 615-742-5138. 

Júntese con nosotros el 26 de agosto para una discusión grupal con un grupo de líderes que trabaja en estrategias para desmantelar el racismo. Para más información visite esteenlace.